El Arte Tradicional

“Hay tres grados de admisión en el Arte Tradicional. Primero el iniciado jura lealtad en el Arte Tradicional y sirve como Aprendiz durante un año y un día mientras aprende el conocimiento básico del “arte, el oficio y misterio de la escoba y el stang”. Conocimientos básicos y habilidades son adquiridos por el Aprendiz en este tiempo.
El iniciado después es instalado como un verdadero Brujo o Bruja y se convierte en un devoto comprometido de los Antiguos, así como un practicante completamente fortalecido del “Arte de las Artes”. Una mujer es introducida por un hombre y un hombre por una mujer de acuerdo con la antigua costumbre. Este es el grado de oficial en la Brujería durante cuyo tiempo el conocimiento del Arte es profundizado y extendido a través de la experiencia práctica. Si no hay Maestros Brujos, puede hacerlo la Maestra Bruja a mujeres sin ningún tipo de problema.
El tercer grado del Arte es el de Maestro Brujo o Maestra Bruja: este grado es conseguido llevando a cabo trabajos que den una clara evidencia de los avanzados poderes iniciáticos y habilidades del individuo. El tercer grado de la Brujería es el nivel del verdadero Magister y Dama como representantes espirituales del Diablo y la Dama Herodia. Llegar a este grado puede ser el trabajo de muchos años.” Nigel Aldcroft Jackson.

Fuente: «Call of the Horned Piper».

Los comentarios estan cerrados.